La limpieza en los hoteles en el periodo poscoronavirus

La limpieza en los hoteles en el periodo poscoronavirus

¿Cómo va a ser la limpieza en los hoteles cuando vuelvan a abrir sus puertas tras el parón por la crisis de la Covid-19? ¿El material que se utiliza para quitar la suciedad deberá ser desechable? ¿Qué tratamiento habrá que darle la ropa de cama sucia? ¿Y a elementos como las almohadas, cortinas y moquetas? ¿Cómo deberá trabajar el personal en esta nueva etapa en la que imperará extremar al máximo la higiene? Son algunos de los interrogantes que ya se están planteando las gobernantas de hotel, que a la espera de las indicaciones del Gobierno, ya ponen encima de la mesa algunas propuestas de trabajo para esta nueva situación y tienen clara una cosa: en esta nueva época el criterio de seguridad deberá prevalecer sobre el de sostenibilidad.

Una de las primeras cosas que deberán hacer las gobernantas de hotel será contactar con las empresas de químicos con las que trabajan. “Habrá que valorar si los productos con los que trabajamos están al nivel de desinfección, ver si son suficientes o si hay que ampliarlos o no”, explicó Lorena Moreno presidenta de la Asociación Española de Gobernantas de Hotel y otras Entidades (Asego) durante el webinar ‘Hotel y Seguridad Sanitaria en época de COVID-19’ organizado por la Asociación Española de Directores de Hotel (AEDH).

En este sentido, Moreno, quien aprovechó para poner en valor los departamentos de limpieza de los hoteles, hizo un repaso a todas las áreas que en esta nueva etapa se deberán replanificar por las gobernantas, que se convertirán en “pilares fundamentales para transmitir tranquilidad a los nuevos clientes postCovid-19”.

En cuanto a los materiales de limpieza tales como bayetas, mopas o fregonas, llamó a valorar si deberán ser desechables o reutilizables por cada habitación, lo que conllevará llevar a cabo un incremento de las existencias de estos productos

Con respecto a la ropa de las habitaciones, la presidenta de Asego recordó que son muchos los establecimientos que trabajan con empresas externas, por lo que recomendó “pedirles certificados de que la ropa esta desinfectada pero no solo en el lavado, también durante entrega y la recogida”.

En este punto, incidió en que pese al avance conseguido por muchos hoteles en cuanto a sostenibilidad, dado que muchas lavanderías habían dejado de empaquetar la ropa con plástico, la nueva situación va a obligar a repensar esta actuación para garantizar la higiene. “El criterio que debe prevalecer debe ser la seguridad frente a la sostenibilidad”, consideró.

El mismo dilema se va a plantear a los establecimientos hoteleros con los amenities, dado que muchos habían trabajado para implantar el relleno de champús, geles y cremas en aras de preservar el medio ambiente, pero el nuevo escenario va a obligar a “volver a los amenities de monodosis”, indicó.

Elementos no personales

Asimismo, incidió en que también los elementos no personales tales como las almohadas, cortinas, nórdicos, e incluso la moqueta, van a necesitar un tratamiento específico. Al respecto, recordó que existen productos de limpieza que se utilizan en los textiles y que son suficientes para desinfectar y apuntó además otra solución: “las máquinas de ozono, que se van a convertir en grandes unas aliadas”.

En este sentido, Moreno recordó cómo las grandes cadenas hoteleras como Marriott y Hilton son las que están comenzando a implantar medidas que marcarán la tendencia a seguir tales como “los rociadores electrostáticos de grado sanitario, las máquinas de ozono con purificadores de aire y las luces ultravioleta, para desinfectar llaves o dispositivos que se comparten con otros compañeros como los teclados”, que incluso se podrán utilizar con las frutas y verduras.

Al mismo tiempo, Moreno recordó que habrá que trabajar en la preparación del personal, en su organización durante los turnos y en los comedores. “Habrá que hacer horarios para evitar grupos numerosos de gente”, destacó, para poner énfasis en otro aspecto: qué sucederá con los uniformes. ¿Se los llevarán a casa, habrá que hacer un manual de limpieza o la asumiremos nosotros”, se preguntó.

Por su parte, Carlos Castillo, director comercial de Aistec, puso de relieve otro factor: posibilitar que las superficies minimicen la transmision de virus y bacterias. Así, presentó la gama de mobiliario para hoteles de Aistec que cuentan con un tratamiento antimicrobiano «que pueden reducir en más de un 90% las bacterias y virus que hay en cualquier superficie, y que ha sido testado con un sinfín de virus y bacterias».

Mientras, Cédric Gil, el encargado de la AEDH de elaborar una guía de buenas prácticas de los hoteles para esta nueva etapa posCovid-19, recalcó que a estas alturas el Gobierno «todavía no ha dicho nada en claro» al respecto más allá del uso del mantenimiento de la distancia de seguridad. «Da libertad, con lo cual no obliga a hacer grandes inversiones, pero hay que pensar que el cliente va a pedir medidas que el Gobierno no está reclamando», recordó.

Por ello, indicó, desde la AEDH, se está recopilando está guía, que será un borrador de normativas que sugiere actuaciones, «que valdrá para hoteles pequeños y grandes».

FUENTE : HOSTELTUR – ESPAÑA

No Comments

Post A Comment